De acuerdo con datos de Bloomberg, hoy el peso colombiano es la moneda que más cae frente al dólar en la región, mientras que otras, como el real brasileño, registra una subida de 0,69%.

Pero ¿a qué se debe que la moneda nacional pierda valor mientras que pares de la región suben?

Hoy, precisamente, la tasa de cambio pasó la barrera de los $5.000 por primera vez en la historia y tocó un máximo de $5.005 en el intradía.

Mientras que los analistas esperan que la Reserva Federal empiece a moderar su política monetaria, lo que llevó a la apreciación de monedas de la región hoy, en Colombia se estima que la subida de tasa por parte del Banco de la República el viernes pasado, cuando la llevó a 11%, no fue suficiente, teniendo en cuenta que en noviembre el Emisor no toma decisión de política monetaria y que aún hay presiones inflacionarias.

“Parte de la depreciación del peso hoy puede estar reflejando que la subida de tasas del Banco de la República fue modesta frente al contexto de nerviosismo en los mercados”, indicó Julio Romero, economista jefe de Corficolombiana.

Diego Palencia, vicepresidente de investigaciones de Solidus Capital, explicó que el aumento de tasas de la Fed, además, causará un efecto directo en el canal de tasa de cambio, pues “Con la subida de tasas de la Fed, el mercado de Estados Unidos se hace mucho más atractivo por rentabilidad versus riesgo. No hay nada más nervioso que US$1 millón de inversionistas”.

Romero también resaltó que el mercado sigue incorporando riesgos idiosincrásicos del país. Sobre todo porque, a pesar de los anuncios sobre sector de hidrocarburos, aún no se han tomado decisiones concretas ni se han presentado los estudios sobre la exploración.

Para Felipe Campos, gerente de inversiones e investigaciones de Alianza Valores y Fiduciaria, “hay un elemento interno y es la expectativa de cuándo el Gobierno va a sacar los números y los cálculos acerca de la necesidad de la nueva exploración. Pero puntualmente, en los últimos dos días creemos que no es una noticia en general, sino que hay algunos agentes extranjeros que invierten en TES que están saliendo del país y, como el mercado es relativamente ilíquido, está presionando mucho al dólar”.

Recomendaciones de JP Morgan

En cuanto al contexto local, en su informe más reciente sobre Colombia, JP Morgan sugiere que para frenar la pérdida de confianza tanto el gobierno del presidente Petro como del Banco Central, deben implementar diferentes estrategias, para evitar una mayor depreciación de la moneda.

Entre ellas, plantea a que los mensajes del gobierno, relacionados con la transición energética y la política fiscal, sean creíbles y convincentes, para brindar un alivio a los activos colombianos en 2023.

Además, asegura que el incremento de los tipos de interés por parte del Banco de la República deberá continuar con aumentos entre 100 y 150 puntos básicos, con el objetivo de llegar a final de año con una tasa de referencia de 12,50%.

Se plantea también recurrir a la Línea de Crédito Flexible del Fondo Monetario Internacional, con el fin de inyectar dólares al país y no tocar las reservas de moneda extranjera.

Deja un comentario

Please enter your comment!
Please enter your name here